El templo de Ananda


Antes de la caída de Bagan, la capital llegó a poseer cerca de 5000 templos, de los cuales en la actualidad existen censados en torno a 2000, entre los más conocidos y los Way to Anandadenominados templos menores. Siguen siendo muchísimos, y, sólo se ha de subir a la terraza de cualquiera de ellos para contemplar el paisaje salpicado de construcciones, en su mayoría de ladrillo rojo y de piedra.

El templo de Ananda fue el primero de los que visitamos, y al que le dedicamos un mayor tiempo pues está considerado como una obra maestra de la arquitectura, en este caso de la arquitectura del pueblo Mon. Se dice que este templo de proporciones perfectas fue construido en el año 1105 por el rey Kyanzittha.  Es el mejor conservado y el más venerado de los templos de Bagan (a pesar de Reflejo de Anandaque resultó seriamente dañado en el gran terremoto de 1975) y, su dorada aguja lo hace fácilmente identificable entre otros. Hay quien dice que el nombre del templo es en honor del fiel discípulo y secretario personal de Buda, su primo Ananda, y hay quien dice que el vocablo “Ananda”, en este caso es una derivación del sánscrito que significa “Muy hermoso”, puede ser una explicación muy válida pues el templo es mucho más que una construcción. En su interior se pueden contemplar bellos ejemplos de todas las artes birmanas: escultura en piedra, estuco, vidrieras esmaltadas, terracota, talla de madera, obras de arte de forja…

Su planta tiene forma de cruz con cuatro capillas, cada una frente a los cuatro puntos cardinales, y la estructura principal en el centro. En Bagan hay sólo dos templos con este tipo de planta. El otro de este tipo es Dhammayangyi, aunque no se parecen en nada en su Templo de Anandaexterior, Ananda es regularmente pintado de blanco y Dhammayangyi es de ladrillo visto. Ananda además, tiene un estilo que marca el final del denominado Bagan Temprano para ser el primer templo del denominado estilo Bagan Medio.

El porqué este templo es tan distinto de los demás descansa enuna curiosa leyenda que narra cómo le llegó al rey la inspiración para su construcción. Esta dice que 8 monjes llegaron un día al palacio del rey Kyanzittha  pidiendo limosna. Le contaron al rey que una vez, habían vivido en el templo cueva de Nandamula en el Himalaya. El rey estaba fascinado por los cuentos e historias que los monjes le narraban y les invitó a regresar a su palacio repetidas veces. Los monjes con sus poderes meditativos le mostraron al rey el mítico paisaje del lugar del que procedían. El rey Kyanzittha se quedó abrumado por la visión  y entonces tuvo el deseo de construir un templo que recordaría ese paisaje, un templo que guardaría el frescor en su Buda en Anandainterior a pesar de estar en medio de la llanura de Bagan. Después de la construcción del templo, el rey ejecutó a los arquitectos para así asegurarse de que el estilo del templo sería único, y así ha sido.

Una de las cosas que llaman la atención son las cuatro enormes estatuas doradas de Buda de teca maciza que hallaremos en el interior, muy similares, pero distintas. Representan al buda que ha llegado al nirvana. Dos de ellas fueron reemplazadas tras ser devoradas por el fuego, y las otras dos son originales, orientadas al norte y al sur. Estas muestran una posición de manos o mudra que simboliza el primer sermón de Buda,  y que es conocida como Dhammacakka y con ellas pasa algo curioso, y es que si miramos a la estatua desde cerca, da la sensación de tener una expresión triste en la cara, pero cuando nos vamos alejando la expresión va siendo cada vez más risueña…

En fin, no quiero insistir con muchos datos, Ananda Pahto from Thatbyinnyu realmente lo que cuenta al final es la impresión que este sitio causa en la gente, y, puedo decir que caminando por sus corredores en penumbra y contemplándolo desde el exterior del patio uno se sabe en un sitio especial, cargado de historia y de leyenda. No decepciona ni un ápice.

Su festival anual, se celebra en la luna llena de Pyatho (generalmente entre diciembre y enero, según el calendario lunar). Yo no he tenido la oportunidad de coincidir durante mi estancia pero sé que el festival atrae a miles de personas, de cerca y de lejos. Durante los tres días de duración del festival los más de mil monjes que participan cantan día y noche y hay un ambiente cargado de fervor y de celebración, por lo que si alguno decide visitar Bagan en estas fechas, podrá presenciarlo.

Por Ana Morales © Copyright 2012- Todos los derechos reservados

Si te ha parecido interesante el artículo, ayúdanos a mantener el blog

 

No se encontró contenido relacionado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para una mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando acepta su uso y el de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Content is protected !!