El templo de Manuha.


Es difícil hacer una selección de los templos de Bagan ya que todos tienen características especiales que los hacen únicos, por ello y en vistas de que no seré objTemplo de Manuhaetiva  he decidido escribir sobre aquellos que tienen alguna historia curiosa o que son más especiales por las características o las formas artísticas de su construcción.

Es el caso del templo de Manuha, este templo no llama mucho la atención por su exterior de piedra, sino  por el contenido que alberga en su interior. Me refiero a las enormes estatuas de Buddha, que parecen estar totalmente sobredimensionadas con respecto a su espacio interior. Para saber el porqué del exagerado tamaño de las mismas hay que buscar en la historia de Bagan. Este templo lleva el nombre del rey mon de Thaton, que fue capturado y hecho prisionero por el mismo rey Manuha PayaAnawratha que recordemos saqueó la ciudad de Thaton robando de allí el Tripitaka (escrituras sagradas budistas), iniciando el florecimiento de la ciudad de Bagan.

Dado que los antiguos reyes birmanos no hacían prisioneros,  el rey Anawratha hizo una excepción en un alarde inusual de compasión, manteniendo cautivo en Bagan al denostado rey Manuha, al cual, como a otros muchos devotos de familias nobles se le permitió construir este templo en 1059 a modo de ofrenda. Manuha reflejó en él su estado de ánimo afligido por el cautiverio.

En la parte delantera del templo hay 3 grandes Budas sentados de unos quince metros de altura y en la parte de atrás hay uno enorme reclinado en la posición del Parinibbana (el acto de entrar en la muerte). Todos ellos parecen demasiado grandes y sus incómodas posiciones se dice que representan el stress y la falta de confort que el rey cautivo soportaba. De hecho, es Buda acostado dentro de Manuha Payaun poco agobiante moverte por su interior pues no llegas a ver las figuras completas debido a su envergadura.

Uno puede subir a la cima de la pagoda a través de las escaleras situadas a la entrada de la cámara del Buda reclinado, en la parte de atrás del templo y a través de una ventana superior se puede ver la cara del gigantesco Buda sentado con una sonrisa gigantesca. Esta misma estatua tenía una expresión lúgubre Estatua gigante de Budadesde abajo, pero la expresión cambia al tomar otra perspectiva, fenómeno que ya pudimos observar con las estatuas más antiguas en el templo de Ananda. La sensación de opresión se transmite al visitante haciéndose palpable el malestar que  Manuha quiso transmitir.

En el terremoto de 1975, el tejado se resquebrajó, dañando seriamente al Buda sentado más grande, que pudo ser reparado.

Como curiosidad, decir que  una de las esquinas del exterior del templo está dedicada a Mae Wanna, el espíritu o nat que preside el Monte Popa. Los devotos del templo de Manuha celebran su festival o  Pwe en la luna llena de Tabaung (que cae entre los meses de febrero y marzo, según el calendario lunar).

Por Ana Morales © Copyright 2012- Todos los derechos reservados

Si te ha parecido interesante el artículo, ayúdanos a mantener el blog

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para una mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando acepta su uso y el de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Content is protected !!